El Periodismo en Panamá en el siglo XXI

Eduardo Flores Castro
Catedrático de la Universidad de Panamá

No soy periodista, ni siquiera tengo educación formal en las humanidades, sin embargo como panameño, me permitirán hacer algunas consideraciones sobre el quehacer periodístico en nuestro país. Lo primero que tenemos que señalar es que el periodismo es una actividad que recopila, sintetizar, publica y en algunas ocasiones analiza información de algún tema de interés.

Los primeros periodistas de nuestro país, fueron talentosos escritores panameños que tenían la facilidad de transmitir a sus lectores la pasión y el sentimiento que le ponían a sus escritos. Durante el siglo XX podemos señalar, entre otros, a: Guillermo Andreve, Gaspar Octavio Hernández, Samuel Lewis, Domingo H. Turner, Diógenes de la Rosa, Ricardo J. Alfaro, Octavio Méndez Pereira, Heliodoro Patiño, José Gabriel Duque, Manuel Celestino González, Gil Blas Tejeira, Guillermo Rodolfo Valdés, Mario Velásquez y Adán Castillo Galástica.

En nuestro país la carrera universitaria de periodismo nació 1961 dentro de la Facultad de Facultad de Filosofía, Letras y Educación y posteriormente se convirtió en la Facultad de Comunicación Social para así favorecer su desarrollo.

Todavía no está claro si un periodista especializado debe ser un profesional de una especialidad que después estudie periodismo como su segunda carrera, o debe ser un periodista profesional que en vista de su formación autodidacta o a través de cursos se especialice en un área de conocimiento específico. Lo que sí está claro es que el ciudadano del siglo XXI es cada vez más exigente y reclama la formación especializada de los periodistas en diversos campos. Entre las especialidades, que a nuestro juicio estamos requiriendo podemos señalar:

Periodismo ambiental: este profesional se ocupa de la información relacionada con el ambiente, la naturaleza y su entorno. Su función es la de ofrecer información ambiental que permita al ciudadano formarse un visión fundamentada, sobre algún hecho con afectación al ambiente.

Periodismo científico: tiene la función de divulgar de forma entendible para la población, los avances del conocimiento científico. Si los ciudadanos no son consiente de las repercusiones de los nuevos avances científicos, no tendrán criterios para decidir si estas nuevas tecnología en verdad los favorecen (v.g. Transgénicos, clonación, células madre, etc.).

Periodismo cultural: tiene el objeto de dar a conocer, divulgar y promocionar el quehacer artístico, literario y artesanal de la sociedad local y mundial. El periodismo cultural puede ser analítico, crítico o divulgativo. Puede incluir no sólo las bellas artes, sino las ciencias sociales y humanas.

Periodismo económico: se encarga de informar, analizar, interpretar y transmitir hechos relacionados con la economía, haciendo énfasis en sus causas y sus efectos para la población.

El periodismo es llamado el “Cuarto Poder”, ya que es la profesión que más influye en la mente de los ciudadanos. Debido a esto también es una de las profesiones más riesgosas no sólo para su estabilidad laboral sino para su vida. No conozco a ningún periodista en nuestro país que se haya jubilado en la empresa periodística en donde inició. En función de esta capacidad de influir sobre el comportamiento de las personas, en algunos países, incluyendo el nuestro, los políticos tratan de comprar la mayor cantidad de medios de comunicación, con la premisa de que quien domine los medios, dominará también la voluntad popular.

Durante la carrera de periodista, se les hace énfasis a los estudiantes que siempre deben ser objetivos, buscar fuentes seguras y verificar la información que piensan transmitir. También se señala que los deberes éticos, no sólo abarca a los periodistas sino también a los medios, y que estos deben ser independientes respecto a los poderes políticos y económicos. La objetividad periodística es en algunas ocasiones difícil de lograr, ya que siempre está presente la influencia del dueño del medio. Para ilustrar esto, permítanme relatarles la siguiente anécdota: Se cuenta que una vez en la víspera de una Semana Santa el dueño del diario en donde laboraba José Celestino Gonzales le dijo: -Gonzalito, escríbete algo sobre Jesucristo-, y este le respondió: -¿Cómo lo quiere, a favor o en contra?.-

Anuncios

Deje un Comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s